8 utensilios prácticos para una cocina sana y divertida

8 utensilios prácticos para una cocina sana y divertida blog

 

La cocina sana puede ser divertida y amena. La cocina es pura creatividad y los diferentes utensilios que tenga pueden aportar un extra a tu día a día. Por ello hoy te traigo mis favoritos: 8 utensilios prácticos para una cocina sana y divertida.

 

No es necesario gastar cientos y cientos de euros para tener un mínimo que te permita seguir disfrutando del buen comer y de forma saludable. Comer es un placer para los sentidos, y no por intentar mejorar nuestros hábitos alimenticios esto tiene que cambiar. Disponer de algunos utensilios que aporten variedad ayuda a no aburrirnos de “siempre lo mismo”. Sólo con cambiar el tipo de corte de las verduras cambia nuestra percepción del plato, los sabores que destacan pueden variar y para los niños es algo divertido. Con los utensilios que te presento a continuación darás un toque creativo a tu alimentación diaria.

 

En los títulos te pongo enlaces de productos recomendados. Son enlaces afiliados, por lo que si decides comprar alguno y lo haces a través de estos enlaces, recibiré una pequeña comisión que me ayuda a continuar difundiendo la vidalenta lyfestyle.

 

1. Batidora potente.

batidoraLa pongo en primer lugar porque da juego y texturas especiales. Puedes hacer helados y puede picar hasta hielo para hacer granizados. Las cremas de verduras quedan muy agradables al paladar. Gazpacho, humus, guacamole y otros patés vegetales son una delicia cuando tienes una buena batidora. Puedes hacer los patés tanto muy bien batidos como con tropezones que les dé un encanto diferente. Batidos verdes, salsas y aliños para ensaladas o platos variados… Para mí es algo impresindible. Y que sea potente. Esta que he enlazado tiene 1000W y es capaz de hacer todo lo que comentaba previamente. Además viene con un filtro para preparar zumos (separar la pulpa del zumo) y leches vegetales. Y tiene un precio estupendo. La más profesional y que funciona de maravilla es la Vitamix (de venta en Conasi), ronda los 600€ y ésta de Solac es una forma estupenda para empezar a cuidarse y disfrutar con una inversión mínima.

 

2. Mandolina

mandolinaMuy útil para dar formas diferentes a las ensaladas o a las verduras. Yo empecé teniendo una que no era regulable el grosor de las láminas y no lo recomiendo, para mí es algo necesario que sea regulable. Si vives en España seguro que estás pensando en laminar las patatas para la tortilla de patatas. Se tarda poquísimo y quedan las láminas todas iguales, lo que para la cocción viene muy bien. Para laminar pepino, zanahoria, calabacín, pimiento para ensaladas… La que he enlazado es muy sencilla, pero muy útil. Luego tienes otras más completas que incluyen diferentes cuchillas para cortar palitos y otro tipo de formas, pero yo al final la que uso siempre es la básica para laminar. Para hacer láminas finas de calabacín y rellenarlas de guacamole, por ejemplo. Si no es regulable el grosor, seguramente no podrás, porque serán láminas muy gruesas y no doblarán bien para enrollarlas.

 

3. Pelador de cerámica

peladorMuy útil para el día a día, además, siendo de cerámica cortan una piel más fina, con lo que desperdicias menos. Éste que te enlazo es de la marca Kyocera que venden también en Conasi. Para peladores y cuchillos de cerámica Kyocera es una buena marca, aunque es cara da buena calidad. Eso sí, no es la única. A continuación te pongo un pack de cuchillos de diferentes tamaños junto con pelador que me son estupendos.

 

4. Cuchillos de cerámica

cuchillos de cerámicaNo necesitan ser afilados nunca, parecen de juguete pero cortan de maravilla y son de un material muy recomendable en cocina, la cerámica. Yo utilizo los de IKEA y estoy muy contenta con ellos, vienen 3 tamaños diferentes. Si necesitas un pelador y cuchillos de diferentes tamaños te recomiendo el set que te he enlazado en el título (de la foto). Los más pequeños para pelar algo irregular que se haga difícil hacerlo con pelador, o pelar o cortar algo de fruta. Los más grandes para cortar verduras y de todo un poco. Muy prácticos. En este set vienen 5 cuchillos de diferentes tamaños y además incluye pelador. Más que suficiente para sustituir todos esos con los que no estás feliz.

 

5. Accesorio para cocer al vapor de acero o de bambú.

vaporera         vaporera bambú

La cocina al vapor es una de las más beneficiosas para la salud por su suave y poco agresiva cocción. En el título te enlazo ambas opciones, pinchando en acero o bambú tenéis las 2 opciones. El de acero es el de toda la vida, cuesta poco y se adapta a la olla que tengas en casa. Yo utilizo Thermomix para cocinar al vapor, por comodidad, mientras hago una crema de verduras pongo algo encima a cocer al vapor. Pero me estoy pensando probar con el accesorio de bambú, una amiga me dijo que saben diferente y lo tendré que comprobar.

 

6. Espiralizador

espiralizadorCon él puedes preparar espaguetis vegetales, lo que quiere decir que conviertes las hortalizas en espaguetis, sin harinas ni nada extra. Yo los preparo sobre todo de zanahoria, calabacín y calabaza, en crudo con alguna salsa como pesto o salsa de tomate crudivegana. Pero los puedes escaldar sumergiéndolos un instante en agua hirviendo. A mi peque en crudo no le gustan porque son crujientes y resultan muy diferentes de la pasta de cereales, así que escaldarlos es una buena idea. También quedan ideales para ensaladas.

 

7. Sacapuntas de verduras:

sacapuntas verdurasIdeal para hacer virutas de zanahoria o cualquier otra hortaliza, si no las rompes se quedan formando un volcán. ¡La idea es la misma que los sacapuntas de lápices!

 

8. Olla de cocción lenta

olla lenta

Son ollas eléctricas que cocinan a baja temperatura (ya sabes que siempre es mejor así) y durante bastante tiempo, pero la parte buena es que durante ese tiempo te desentiendes por completo. Compras un programador externo (baratísimo) y llegas a casa con la comida hecha. Nada de remover o revisar, muy cómodo cuando pasas la mañana o la tarde fuera y llegas justo a la hora de la comida o cena. Requiere un mínimo de previsión para que no te pille el toro y tengas tiempo suficiente de cocinar lo que necesites, eso sí. Es un utensilio complementario al resto, incluso teniendo Themomix. Dudé bastante en comprarla por esa misma razón, pero ahora estoy encantada. No son ollas muy caras y durante la temporada fría me hacen feliz :). Por ejemplo un caldo para hacer sopa (a mis chicos les encanta la sopa con fideos o letritas de espelta o de arroz) lo preparo a primera hora de mañana para la cena, está 12h cocinando y listo. Tengo de 2 tamaños, una pequeñita de 1.5 litros y una grande de 6.5 litros. Me falta la intermedia, de 3.5 litros, la que he enlazado al comenzar a hablar de las ollas lentas, que es un tamaño bueno ya 🙂 (de hecho creo que para nosotros sería mejor ésta y no la de 6.5). Estoy encantada con ellas y te cuento por qué. La grande ahora que llega el tiempo más frío la utilizo para hacer caldos vegetales y sopas, lentejas, garbanzos... todo lo que son platos de cuchara. Salen muchas raciones y nosotros sólo somos 3, así que no lleno la olla al máximo y esa semana comemos 2 veces de lo que haya preparado. Si te gusta congelar, entonces es perfecta, con el mismo esfuerzo y energía tienes muchas raciones para guardar. Yo no soy muy amiga de congelar, pero si no nos lo vamos a comer todo, prefiero congelar antes que tirarlo, claro. La pequeña la utilizo para cocer garbanzos solos para luego hacer humus o para preparar verduras en tacos para tomar luego con tortillas a modo de fajita. También para asar pimientos o preparar escalivada. A veces también programo copos de avena para el desayuno.

 

¿Qué te parece mi resumen? ¿Añadirías alguno más? ¿Cuáles son tus preferidos?

 

¡Te leo en comentarios!

Gala Rodríguez

8 comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *